Tuitstars mexicanos

Esquire (Latinoamérica) nos ofrece un reportaje muy bueno sobre Twitter y sus celebridades mexicanas, entre las que destaca el poeta y editor Aurelio Asiain, cuyos tuits (muchas veces palíndromos) son de los más marcados como favoritos y reciben muchos retweeted. Les recomiendo La galaxia de los tuitstars mexicanos, de Gabriel Sama:

“Me pasé de estación (de tren) por venir tuiteando. ¿Me esperas quince minutos?”, me dice por DM -o mensaje directo, en la jerga de Twitter-, Aurelio Asiain, escritor mexicano que vive en Kioto, Japón.

Asiain, de 50 años, fue editor de la desaparecida revista Vuelta, fundada por Octavio Paz, durante la mayor parte de los 16 años que trabajó ahí. Acabó en Japón como parte de los intelectuales enviados por el ex secretario de relaciones exteriores, Jorge Castañeda, para guiar la representación cultural de México en varios países en el sexenio de Vicente Fox. Ahora da clases de literatura e historia latinoamericana en una universidad en Osaka.

Unos minutos después de la hora acordada para la entrevista, aparece un rostro a medias, sólo ojos y cejas, en la pantalla de mi cuenta de Skype. “Perdón que me esté moviendo. Es que estoy en mi iPhone”, dice Asiain.

La historia que voy a contar empieza y termina en el ciberespacio. A pesar del cliché del individuo solitario sentado frente a su computadora en la sala de su casa, la Red ha generado varias formas de relacionarse. Una de las primeras comunidades virtuales fue The well (Whole Earth ?Lectronic Link), creada en 1985. Luego vinieron los foros de discusión, el e-mail y las salas de chat. Hoy usamos redes sociales como Facebook para comunicarnos con gente cercana o que vive en otros continentes. Asiain es un asiduo usuario de Twitter, una de las redes sociales de mayor crecimiento en años recientes.

Hay dos tendencias que han estado presentes desde el principio de las comunidades virtuales, dice Claudia Benassini Félix, analista de medios de comunicación mexicana. La primera es que los grupos organizados alrededor de la Red reproducen conductas similares a las generadas en la sociedad. La segunda, que la interactividad crea una dinámica por la cual las personas integran su comunidad con gente con opiniones afines, desde donde cuestionan y atacan a quienes no comparten sus puntos de vista.

Plataformas como Twitter han demostrado tener vida propia, emulando las relaciones y fricciones humanas que se dan en el espacio físico. Y, sin pretenderlo y desde Japón, Asiain se halla en el meollo de una comunidad virtual cuyos tentáculos se extienden desde Colombia hasta México, de California a Venezuela y por toda Latinoamérica, 140 caracteres a la vez.

Esta comunidad es la de los Tuitstars, gobernada hoy por usuarios mexicanos. Aunque entre ellos hay artistas como Sasha Sökol y Héctor Suárez Gomís, también hay vendedores, académicos o cocineros que tienen gran popularidad. Aquí el éxito no está determinado por el número de seguidores, sino por el impacto de los tweets. Los Tuitstars se mueven en un mundo con tanto o más drama que el “real”, entre plagios, talento, humor, mal gusto, jerarquías y mucho egocentrismo

About Irad Nieto

About me?
This entry was posted in Reportaje. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s