Comercio y literatura

El poeta David Huerta cuestiona en su columna esa intromisión del comercio en la literatura que implica una afirmación como la siguiente: “el mejor escritor mexicano de todos los tiempos…”. Frases que sirven para las cintillas que adornan y ayudan a vender libros. Dice David:

Una de las afirmaciones luminosas sobre el canon literario es de Víctor Hugo en su ensayo sobre Shakespeare. Si consideramos a los genios -Homero, Virgilio, Dante, Cervantes-, a muchos nos da por hacer comparaciones y establecer jerarquías; es un error y una bobería. Si hay un buen escritor de nuestro país o de nuestra lengua, nos esforzamos por tratar de verlo como “el mejor”: es una forma del regionalismo o del nacionalismo -es decir, una visión de cortos alcances y anémica desde el punto de vista intelectual. Hugo nos enseña, en su libro sobre el Bardo, que el mundo donde habitan esos genios es “el reino de los iguales”.

Leo, por ejemplo, acerca “del mejor escritor mexicano de todos los tiempos”. Una frase como esa es una intromisión del lenguaje comercial en la crítica literaria o, mejor dicho, en el periodismo libresco. Los desaforados reporteros o cronistas de esos circuitos de competencias quieren también ganar puntos en las diversas carreras en curso; uso aquí la palabra “carreras” en dos de sus sentidos: competencia de velocidad y destreza atlética, forma del “logro profesional”. Esos jueces repentinos suelen ser incapaces de matices, es decir: de pensamientos, de análisis, de procesos intelectuales; su parecer -es decir, su mera opinión- adquiere así los tonos de una afirmación totalizadora, absolutista; en el terreno de la literatura eso da muchos puntos en las carreras de los dómines. Lo único malo es que nos aleja infinitamente de los textos.

Yo mismo -lo confesaré aquí pues hay que decirlo todo- tuve la manía de hablar de mi poeta favorito como “el mejor de la literatura española”. Incurrí en ese despropósito que ahora denuncio, y que repruebo con la mayor tranquilidad de la que soy capaz. Todo se arreglaría, a la manera de Nietzsche, si dijéramos, más bien: “según yo, hablo del mejor escritor mexicano de todos los tiempos”, “me apena que no trates de leer con cuidado a quien yo considero, según mis alcances, el mejor poeta de la literatura española”

About Irad Nieto

About me?
This entry was posted in Crítica cultural, Diarios, Ensayo. Bookmark the permalink.

Leave a Reply

Fill in your details below or click an icon to log in:

WordPress.com Logo

You are commenting using your WordPress.com account. Log Out / Change )

Twitter picture

You are commenting using your Twitter account. Log Out / Change )

Facebook photo

You are commenting using your Facebook account. Log Out / Change )

Google+ photo

You are commenting using your Google+ account. Log Out / Change )

Connecting to %s